martes, julio 17, 2007

La mujer ajena

Las minas de otro, hoy y siempre para mi han sido como un árbol.
Si, tal cual y no otra cosa.